El depreciado bolívar en la frontera

0
114
Publicidad

En cinco años, la moneda venezolana ha perdido el 79,1 por ciento de la capacidad o poder adquisitivo en la frontera. No se puede soslayar el efecto sensible que tiene la moneda venezolana, el bolívar, en el ambiente de negocios y demás inversiones. Según encuesta de percepción de la Cámara de Comercio de Cúcuta, aplicada a 500 empresas de los sectores comercio, industria, servicios y turismo, los empresarios manifestaron que “el bolívar sigue siendo una variable muy sensible, así mismo lo complementa la presencia de pocos compradores venezolanos”.

Otra percepción, según los industriales, “existe una dependencia sustancial e importante de la moneda venezolana”. En el primer semestre de 2012, el 68 por ciento los encuestados manifestó que las ventas fueron menores, debido a la poca capacidad del comprador venezolano, pues el bolívar se cotizaba en la frontera a 0,10 centavos de pesos colombianos. En cinco años, el bolívar ha perdido el 79,1 por ciento de la capacidad o poder adquisitivo en la frontera.

El año 2011 frente al que termina, la devaluación ha sido del 50 por ciento. El precio actual del bolívar tiene caras diferentes:

  1. Para los exportadores colombianos los productos no son competitivos en mercados venezolanos
  2. A los consumidores con bolívares en la frontera la plata no les rinde
  3. Los tenedores del peso colombiano son consumidores en potencia de los productos venezolanos. Esa es la realidad.

Seguridad

El indicador sensible a cualquier desarrollo e inversión es la seguridad. La percepción de seguridad en el Área Metropolitana de Cúcuta es que la ciudad es menos segura en el 60,2 por ciento que el año pasado. Esto tiene repercusión en el entorno empresarial y social.

El subsector comercio, campo que aporta el 7,2 por ciento al PIB departamental, mostró un pobre desempeño. Según encuestas, a junio de 2012 con relación al mismo periodo del año anterior, el 68 por ciento de los comerciantes manifestó una menor rotación en las ventas. El semestre, prácticamente, se perdió. La industria, en la misma encuesta, reportó que las ventas fueron menores en el 70 por ciento.

Fenalco seccional Cúcuta reportó que el 80 por ciento de los empresarios manifestó que las ventas fueron menores en el segundo semestre del 2012 comparado con el mismo periodo del 2011. Califican los comerciantes de deficiente el 2012 en materia de ventas.

Comportamientos sectoriales

  1. Carbón. Representa el 48 por ciento de las exportaciones, registró a noviembre de 2012 una disminución del 28 por ciento. La baja de la demanda internacional, sumada a la revaluación del peso, afectó ostensiblemente la producción regional. De los registros sobre 2,1 millones de toneladas/ año se cayó en 2012 a 1,7millones de toneladas. Los precios en térmico y coquizable han disminuido en 45 por ciento. Para completar el oscuro panorama, la deficiente vialidad que comunica al departamento con los mercados internos y externos impidió usar la infraestructura colombiana para los procesos exportadores.
  2. Cerámica. Ocupa el tercer renglón de las exportaciones regionales. Este producto tiene una dependencia marcada del mercado venezolano. En los últimos 4 años, se han perdido 3000 empleos directos y se han cerrado empresas pequeñas por el orden del 50 por ciento.
  3. Gas. Elemento necesario para el desarrollo regional e industrial. Uno de los pilares de la competitividad es disponer de una canasta energética variada, complementaria, confiable y sostenible. El gas natural es el energético de mayor relación beneficio-costo, desde la perspectiva económica-ambiental. En Colombia la mitad de los municipios cuenta con el servicio de gas natural. Cúcuta y el Área Metropolitana disponen de fuentes locales limitadas de gas natural, que no garantizan universalidad, confiabilidad o sostenibilidad en el largo plazo del abastecimiento. Integrar el área con el resto del país implica conectarnos con el sistema nacional de trasporte de gas natural, lo cual puede lograrse con un gasoducto retribuido mediante cargo de confiabilidad, regulación que se encuentra en discusión en la Comisión de Regulación de Energía y Gas (Creg). Según agenda, debe estar definida en el primer trimestre de 2013.
  4. Calzado y marroquinería. Los empresarios desarrollan el 40 por ciento de la capacidad instalada. Simultáneamente, el mercado está afectado por las importaciones, especialmente desde Asia. Esos productos tienen ventajas en precio y calidad que hacen que la industria esté deprimida. Reportan los empresarios del calzado que han despedido mano de obra que llegan a los 1500 empleos directos.
  5. Caña de azúcar. Sector afectado por la disminución de la demanda por parte de Cazta (complejo azucarero en Ureña- Venezuela). Las hectáreas cultivadas han disminuido en 81 por ciento en 3 años. Las hectáreas dejadas de cultivar son 891 y se refleja en pérdidas económicas y reducción laboral. Laboralmente, este campo agroindustria, ha presentado despidos de personal por 4.218 trabajadores, se ha perdido el 85% de la masa laboral que este sector emplea.

Construcción

ocupacionHoteleraLa construcción, locomotora que genera empleo y dinamismo integral, no muestra comportamientos favorables en la región. En materia de lanzamientos, el Área Metropolitana presento una disminución del orden del 80% frente al 2011, muy lejos de la disminución nacional que fue del 14.3%.Igual resultado negativo mostraron los registros de ventas estas bajaron en un 22% y las iniciaciones de obra en un 39%.

Hoteleria

Otro sector que se mantiene muy estancado es el hotelero. El índice de ocupación registro un 41.9%, a excepción del mes de noviembre que marco un 70%, esto como consecuencia de los juegos nacionales y paranacionales. Uno de los factores de baja ocupación instalada de los hoteles es la poca o mínima capacidad de gasto que tienen los turistas venezolanos, pues el Bolívar se cotiza en la frontera a 0.10 centavos de pesos por Bolívar.

Comercio regional

El estudio de percepción de la Cámara de Comercio de Cúcuta en el 1T2012, reflejó las siguientes conclusiones:

  • De los 315 encuestados del sector, el periodo Enero-Junio de 2012 en relación al mismo periodo del año anterior, el 68% manifestaron una menor rotación en las ventas. Prácticamente el comercio viene mostrando signos desalentadores.
  • El 24% de las encuestas mantuvieron su equilibrio en el periodo señalado.
  •  El semestre prácticamente se perdió para el sector comercio.
  •  Los sectores analizados como: muebles, cerámicas, calzado, confecciones y alimentos, dijeron que las ventas en un 70% fueron menores. Esto coincide en el comportamiento similar al sector comercio.

Fuente: elfarocucuta.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí