Sorprendió a miles de pasajeros el paro de transporte

0
105
Paro de transporte
Publicidad

La sorpresa definía en la tarde de este viernes a la mayoría de usuarios del transporte público en San Cristóbal, quienes se enteraron durante sus jornadas diarias de la suspensión de actividades anunciada por el Sindicato de Transporte, luego de la 1 de la tarde.

Pasadas las 3:00 de la tarde, miles de pasajeros apostados en las distintas paradas de las avenidas Quinta y Séptima aún guardaban la esperanza de conseguir alguna unidad de transporte que les acercara hasta sus casas.

Verónica Zambrano, trabajadora de la Gobernación del estado, era una de ellas, quien al enterarse de la noticia pidió permiso para salir antes del trabajo, y llevaba 30 minutos esperando un autobús de la línea Pueblo Nuevo.

“Esto es gracias a la falta de consideración de los transportistas, ellos no avisaron nada”, manifestó Nubia Delgado, trabajadora de la Lotería del Táchira, mientras esperaba transporte para La Castellana y quien ya contemplaba la posibilidad de tomar un taxi.

Pocos autobuses se veían circular por el centro de la ciudad, y gran parte de estos pasaban con sus puertas cerradas, como en el caso de una unidad de la línea 23 de Enero, conducida por Eduardo Delgado, quien explicó que a las 3:00 de la tarde los directivos de la línea les ordenaron cesar sus actividades.

Una hora más tarde, Deivi Navarro, transportista de la línea Unión Cordero, hacía su última ruta del día, con la unidad repleta: “llegamos a Cordero y ya no trabajamos más por hoy”, soltó dentro del ajetreo que se adueñó del centro de la ciudad.

Mientras tanto, en la calle 7, alrededor de 50 personas esperaban por unos jeeps que pudieran movilizarlos hasta el sector La Tinta, pues las líneas que habitualmente usan se sumaron al paro. “En caso de no conseguir transporte, me tocará agarrar un taxi o quedarme en casa de un familiar aquí, en Cuesta del Trapiche”, indicó Yuneisy Chacón, habitante de La Tinta.

Algunas líneas acataron de manera parcial el paro

Algunas líneas solo acataron el paro de manera parcial. Freddy Chacón, de la línea El Corozo, manifestó que los conductores de la empresa trabajarían hasta las 6:00 de la tarde, mientras decenas de pasajeros intentaban subir al autobús con dificultad, ante lo repleto que se encontraba.

Las unidades de la línea Santa Teresa-Las Lomas eran las que más se hacían notar en las avenidas del centro. José Torres, transportista de la empresa, manifestó que trabajarían hasta las 8:00 de la noche, como lo hacen de manera habitual.

Por su parte, la empresa TransTáchira efectuó sus labores de manera normal y varias de sus unidades fueron asignadas para cubrir rutas no habituales, como San Cristóbal-Rubio.

En el terminal de pasajeros de San Cristóbal, centenares de personas hacían una larga fila para poder lograr un asiento en estas unidades.

Flotas Junín, Líneas Unidas, Expresos Rubio y Expresos Delicias no trabajaron en todo el día, según denunciaron los usuarios. “Yo tuve que pagarle tres mil bolívares a un taxi esta mañana para llegar a mi trabajo”, expresó Yesenia Chacón, cuando esperaba la llegada de un TransTáchira que la llevaría de regreso a la Ciudad Pontálida.

Luego de las 5:00 de la tarde se observaron algunos camiones de carga en funciones de transporte, ante un paro casi generalizado que no permitió tomar precauciones a la colectividad tachirense.

Fuente: lanacionweb.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí